Sábado 5 de Diciembre de 2020

14.9°

EL CLIMA EN CONCORDIA

POLITICA

31 de marzo de 2018

31/03/2018: Los diputados tienen un curro que da vergüenza

Como no podía ser de otra manera, una vez más la pequeñez moral de nuestros legisladores sale a la luz y la rapiña como atributo fundamental para ocupar una banca en el Congreso, parece ser el único examen que debe aprobarse.

En tiempos de vacas flacas y en tiempos de vacas gordas (los menos por cierto) nuestros diputados y senadores se esfuerzan por ampliar su ya abultados salarios, practicando un negocito cuasi legal por el que nosotros, los ciudadanos de a pie,  pagamos en 2017 la suma de 143.506.295 pesos. Los dignos diputados que nos representan, se llevaron a sus bolsillos esta millonaria cifra en concepto de canje por tramos de pasajes no usados.

Un curro como dicen en el barrio, pero disfrazado de compensación. Cada mes, los legisladores disponen de 40 tramos, veinte terrestres y veinte aéreos, para viajar a las provincias de donde provienen. Por una resolución desde julio del año pasado las cantidades que perciben se duplicaron y ahora son de 1350 pesos por cada tramo aéreo y 650 por los terrestres. Conste que en el Senado estos valores se triplican y los tramos aéreos se cotizan a 3.440 pesos. Los diputados canjean esos tramos por dinero efectivo y si lo hacen en su totalidad perciben algo más de 40.000 pesos mensuales extras que se suman a su salario que promedia los 93.000 pesos. Haciendo cuentas querido lector, estos políticos de asiento fijo se embolsan unos 480.000 pesos por año en concepto de canjes de pasajes. Este año también se aumentarán los valores bajo el pretexto de la tan sonada y sufrida inflación. 

Más allá si el sueldo de los legisladores es alto o bajo, lo que importa es la actitud de inventarse un curro que no declaran, que no dicen que lo ganan extra todos los meses. Debido al conocimiento de estos datos por un informe de la Fundación Directorio Legislativo, el propio Mauricio Macri disparó contra el sistema “Si los diputados creen que su salario no es suficiente, tienen que blanquear la necesidad de tener uno mejor, pero ese mecanismo de los pasajes no es algo que esté bien, es querer disfrazar algo de otra cosa”.

Que sean transparentes, que digan que quieren ganar un sueldo más alto porque trabajan mucho y en sacrificio de todos los argentinos, que es lo que en verdad deberían hacer pero hace décadas que no cumplen ni un poquito, salvo honrosas excepciones. Y hablando de excepciones mire usted quienes encabezan el ranking de los diputados que más canjes convirtieron en efectivo en 2015, 2016 y 2017: Elisa Carrió (Cambiemos), Alberto Roberti (Justicialismo), Héctor Recalde (Frente para la Victoria) y Carlos Moreno (FpV). Le doy otro dato, solo cuatro de los 257 diputados no canjearon pasajes por dinero durante 2017, esos son las honrosas excepciones. Da vergüenza, a mí por lo menos me da vergüenza porque no tienen límite, algunos de los que ocupan las bancas son personajes de un bajísimo nivel, otros especuladores y otros son abridores de ventanillas y lobistas.

Pero quieren ganar más, se niegan a votar leyes que castiguen a los corruptos seguramente por miedo a padecerlas, aunque muchos se protegen de sus pillerías en los famosos fueros, algo que debería anularse, pero quién va a votar semejante cosa. Esta semana aumentó el gas, el transporte, los peajes, algún impuesto y los caramelos de menta, esos que tanto me gustan, y yo no puedo canjear nada, salvo la bronca por algún chiste sobre diputados.

V. CORDERO

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios