Domingo 19 de Septiembre de 2021

20.5°

Nublado

INTERNACIONAL

30 de enero de 2019

30/01/2019: Trompadas, insultos y un jugador argentino internado en un partido de Copa del Rey

El cruce entre Valencia y Getafe terminó de muy mala manera. El argentino se llevó la peor parte.

Valencia remontó agónicamente la eliminatoria frente al Getafe y avanzó a las semifinales de la Copa del Rey. "Hemos demostrado un carácter impresionante", dijo Rodrigo, autor de los goles del 3-1 en el Mestalla, tras el 0-1 de la ida. Sin embargo, el festejo se vio empañado por los jugadores de ambos equipos, que terminaron a las trompadas.

 

Ni la Policía ni la seguridad privada pudieron evitar las peleas entre ambos planteles. Tal es así que el defensor argentino Ezequiel Garay debió pasar la noche internado en observación por los "fuertes golpes en la cabeza", según él mismo contó en su cuenta de Instagram.

 

Antes, Garay bromeó respecto del choque de cabezas que tuvo con su compañero del Valencia Gabriel Paulista, quien terminó con el rostro ensangrentado. "Hay que morir siempre dentro del campo", escribió desde el vestuario del Mestalla. Sin embargo, cuando el dolor se hizo intenso debió acudir al hospital.

 

El informe del árbitro Xavier Estrada Fernández fue lapidario. Allí indicó que Bruno González, jugador del Getafe, encaró a Diakhaby, "que acababa de entrar al terreno de juego, cogiéndole del cuello y golpeándole". "Tuvo que ser separado por varios jugadores, siendo posteriormente expulsado", redactó.

También observó la conducta de su compañero Damián Suárez, de quien dijo que "entrando al túnel, da un codazo a un miembro del Valencia CF que vestía ropa del club y justo después golpea en el rostro a otro miembro diferente". "Posteriormente -prosiguió- dentro del túnel, se dirigió a mi asistente Nº1 mientras le golpeaba con su dedo índice en el pecho de manera reiterada y amenazándole en los siguientes términos: 'eres un cagón'".

 

El acta también describe que Jaime Mata, del Getafe, también en el túnel, se dirigió al mismo asistente y le dijo: "Vaya vergüenza de arbitraje", en repetidas ocasiones.

 

Por otro lado, sobre el jugador del Valencia Mouctar Diakhaby, quien fue suplente, el árbitro remarcó que terminado el partido encaró a Bruno, "a la vez que le cogía por el cuello y le golpeaba". "Tuvo que ser separado por varios jugadores, siendo posteriormente expulsado", indicó.

 

Por último, se observó que en el minuto noventa el jugador del Valencia Ismael Fernández Rodríguez fue expulsado por "dirigirse al banquillo adversario tras la consecución de un gol de manera provocativa e irrespetuosa y decirles: 'toma joderos', en repetidas ocasiones".

 

 

"Creo que sobraba todo lo del final. Para unos ha sido producto de la euforia y para otros, de la frustración. Me hubiera gustado que hubiese habido un desenlace diferente, pero ha sido así. Somos los justos ganadores y los que nos llevamos la satisfacción de seguir en la Copa", analizó Marcelino, DT del Valencia, tras conseguir el billete a semifinale

COMPARTIR:

Comentarios